Abriendo y cerrando puertas con Solo Fernández

por: Ashraow

La simplicidad es un capacidad difícil de manejar: es sumamente fácil que algo intencionado para expresarse con poco se entienda como falta de esfuerzo, se necesita conocer lo que se hace para poder destriparlo de esas cosas innecesarias y dejarlo en su esencia más básica. Eliminando capa tras capa de materia nos da resultado la forma pura y cuando esto se consigue, salen cosas tan interesantes como el último audiovisual de Solo Fernandez.

La premisa es simple: Las prisiones que nos ponemos son las más difíciles de escapar. La canción, una melodía cadenciosa que destripa la letra despacio, en susurros, como si te contara un secreto, “Control” es el último single  de este increíble banda que está haciendo cosas que dan esperanza de que el trabajo con calidad se mantiene.

La producción fue dirigida por Gabo Guzmán & Babeto e introduce a un personaje que camina por un pasillo desierto que desemboca en una puerta va siempre al mismo lugar, ahí inicia la carrera por entender que está pasando… Mientras la banda, en un espacio repleto de flectores canta “abres la puerta, cierras la puerta”.

Es solo cuando entiendes que no hay que buscar más que en ti que la puerta se abre al espacio en qué deberías de estar. Un mensaje que refuerza la canción con esa sencillez tan puntual, que no necesita más para complementar.